Un atleta menos para la delegación mexicana
¡Invita a los demás!

La ciclista mexicana Jessica Salazar, especialista en pruebas de velocidad, renunció a participar en la prueba de ómnium en los Juegos Olímpicos de Tokio debido a las inconsistencias que se presentaron en su proceso de inscripción.

“Hace un mes me enteré que no sería titular en ciclismo de velocidad en los Juegos Olímpicos por una decisión fundamentada en criterios poco claros de selección por parte de la Federación Mexicana de Ciclismo. Ayer (martes) me enteré que he sido inscrita en la prueba del ómnium”, dijo Salazar en un video publicado en sus redes sociales.

“Cabe aclarar que no se me ha notificado formalmente por medio de ninguna instancia ni he sido convocada, por lo que hoy quiero comunicar que rechazo formalmente la nominación a participar en los Juegos Olímpicos en la prueba del ómnium, ya que va en contra de mi ética y de mis valores como deportista y persona”, apuntó.

La Federación Mexicana de Ciclismo inscribió inicialmente a Yuli Verdugo y Daniela Gaxiola en la prueba de Contrarreloj y colocó como suplente a Jessica Salazar. Días previos al inicio de la competencia, la Unión Ciclista Internacional (UCI) rechazó la inscripción de Victoria Velasco a la prueba ómnium y el COM inscribió a Salazar a dicha competencia.

Debido a la situación, la ciclista que posee el récord del mundo en la prueba de 500 metros contrarreloj, y quien ha sido rankeada número uno del mundo en varias ocasiones, se encuentra en un proceso de apelación ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS).

“Para los que no son conocedores y podrían pensar en que pudiera asistir y competir en una prueba que no es la mía, en caso de competir sería el equivalente a hacer correr a Usain Bolt un maratón”, explicó Salazar.

“Quien debería ser la acreedora de esto es quien consiguió la mayoría de los puntos necesarios para el ranking y es mi compañera Yareli Salazar”, apuntó. 


FORBES